Dios Madre A través de La Familia Celestial y la Familia Terrenal

En la actualidad muchas personas no conocen la existencia de Dios Madre, sin embargo podemos encontrar a muchas personas que creer en Dios y dicen hacer su voluntad, afirmando que solo teniendo fe en Dios Padre podrán obtener la salvación, sin embargo la Iglesia de Dios da testimonio de que no solo existe Dios Padre, si no que la Biblia explica claramente la existencia de Dios Madre y como podemos llegar a ser verdaderos hijos de Dios. Podemos entender mucho mejor la existencia de Dios Madre mediante el sistema familiar terrenal, el cual es la sombra de la familia celestial.

Podemos Conocer lo Invisible de Dios, Mediante las Cosas Visibles.

Dios nos ha permitido las cosas visibles de esta tierra para poder conocer lo invisible del cielo y ser los verdaderos hijos y herederos de Dios.

Ro. 1:20 Porque las cosas invisibles de él, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa.

El libro de Romanos nos enseña que Dios nos ha permitido las cosas hechas en esta tierra (lo visible) para que entendamos el poder y la deidad de Dios (lo invisible), entonces ¿Por qué Dios creo el sistema familiar terrenal compuesto por padre, madre e hijos? definitivamente es para que logremos comprender que la familia celestial está compuesta de la misma manera, de esta manera podemos confirmar que sin duda debe existir Dios Madre en la familia celestial.

Lo Terrenal es una Sombra de lo Celestial.

He. 8:5 los cuales sirven a lo que es figura y sombra de las cosas celestiales, como se le advirtió a Moisés cuando iba a erigir el tabernáculo, diciéndole: Mira, haz todas las cosas conforme al modelo que se te ha mostrado en el monte.

Dios pidió a Moisés construir un tabernáculo en esta tierra, pero conforme al modelo que se le mostro en el monte, esto quiere decir, que se le mostro el tabernáculo celestial el cual es la realidad, para de este modo construir el tabernáculo terrenal como una sombra, del mismo modo Dios nos permite el sistema familiar terrenal como una sombra y el sistema familiar celestial como la realidad. Pensemos ¿Quiénes componen una familia en esta tierra? sin duda esta el padre, una madre y sus hijos, si esto es la sombra, la realidad que es lo celestial debe estar compuesta por; Dios Padre, Dios Madre y los hijos e hijas celestiales. Debemos entender que la sombra existe debido a que existe la realidad.

Veamos un ejemplo: al observar la sombra de una mano, podemos saber como es en realidad la mano de una persona, ya que en la sombra se observan cinco dedos, sin falta la realidad también tiene cinco dedos.

La Biblia da Testimonio de los Integrantes de la Familia Celestial.

En primer lugar averigüemos a Dios Padre a través de la Biblia.

He. 12:9 Por otra parte, tuvimos a nuestros padres terrenales que nos disciplinaban, y los venerábamos. ¿Por qué no obedeceremos mucho mejor al Padre de los espíritus, y viviremos?

Mediante este versículo se realiza una comparación, indicando que debemos respetar al Padre de los espíritus (Dios Padre) del mismo modo que respetamos a nuestro padre terrenal,  por lo tanto podemos creer en la existencia de un Padre de nuestros espíritus, el cual es Dios Padre.

Para que un hombre sea llamado padre sin falta debe tener hijos, ya que esto es la sombra, también Dios Padre debe tener hijos e hijas celestiales.

2 Co. 6:17-18 Por lo cual, Salid de en medio de ellos, y apartaos, dice el Señor, Y no toquéis lo inmundo; Y yo os recibiré, Y seré para vosotros por Padre, Y vosotros me seréis hijos e hijas, dice el Señor Todopoderoso.

Aquí ¿A quién indica el Señor Todopoderoso? definitivamente indica a Dios Padre, por lo tanto esta palabra nos quiere decir que los santos que serán salvos son llamados los hijos e hijas de Dios. En el sistema familiar terrenal ¿Solo esta compuesto por un padre y sus hijos? No, sin falta también debe existir una madre que de vida a los hijos, asimismo en la familia celestial que es la realidad debe existir Dios Madre que de vida eterna a los hijos e hijas celestiales.

Hasta ahora hemos conformado que en la familia celestial esta compuesta por Dios Padre y los hijos celestiales, sin embargo este hecho es sabido por todos los creyentes en Dios, desde ahora veamos mediante la Biblia que realmente existe la Madre espiritual en la familia celestial.

 Gá. 4:26 Mas la Jerusalén de arriba, la cual es madre de todos nosotros, es libre.

Aquí al decir “arriba” indica el cielo ¿Quién existe también en el cielo? La Madre Jerusalén Celestial, por lo tanto en la familia celestial sin duda existe Dios Madre. Al decir “nosotros” señala a los santos que serán  salvos, esto quiere decir que aquellos que deseen ser salvos y participes de la familia celestial no solo deben creer y tener fe en Dios Padre, si no, que también en Dios Madre. En la familia terrenal que es la sombra, son las madres quienes dan vida a sus hijos, de la misma forma podemos recibir la vida eterna a través de la Madre celestial. Podemos darnos cuenta de que no hay salvación en las iglesias que niegan a la Madre espiritual, porque están negando a la Biblia.

¿Cómo Podemos Ser Parte de la Familia Celestial?

En esta tierra los integrantes de la familia están relacionados por el ADN (la sangre), los hijos heredan la sangre de sus padres, de esta manera si deseamos ser participantes de la familia celestial debemos tener la sangre de nuestros padres (Dios Padre y Dios Madre), llamando a Dios como Padre o Madre no llegamos a ser hijos de Dios, es por eso que Dios nos permite el pan y el vino de la Pascua para de este modo, tener la carne y la sangre de Dios Padre y Madre.

Lc. 22:20 De igual manera, después que hubo cenado, tomó la copa, diciendo: Esta copa es el nuevo pacto en mi sangre, que por vosotros se derrama.

Dios nos ha dejado la Pascua para poder obtener su sangre en el vino de la pascua, de este modo llegamos a ser parte de la familia celestial, siendo hijos verdaderos de Dios. Cuando llegamos a guardar la Pascua podemos llamar a Dios, como nuestro Padre y nuestra Madre. La Pascua es la preciosa verdad que nos permite ser parte de la familia celestial, obtener la vida eterna y ser salvos.

Al escudriñar las escrituras podemos percatarnos de la existencia de Dios Madre y de la verdad de la Pascua, que son los misterios que Dios desea que conozcamos y creamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.